¿Cómo aprovechar el aguinaldo con prosperidad y seguridad?

Con la Navidad, llega el aguinaldo y también una época de muchos gastos. Por eso el Banco Nacional le presenta algunos consejos para disfrutar esta época del año con prosperidad y seguridad.

  • Lo primero que se puede hacer con un beneficio tan esperado como el aguinaldo es tener autocontrol planear muy bien lo que se desea hacer en función de las prioridades más apremiantes y básicas de la familia. Por eso el primer paso para disfrutar de esta época con este ingreso es hacer un presupuesto, tanto de los ingresos ordinarios del mes, como de los extraordinarios (el aguinaldo).

Se recomienda además manejar el aguinaldo y el ingreso fijo de diciembre de forma separada, es decir hay que seguir utilizando el salario para los gastos mensuales típicos del mes y si es posible, adelantar pagos fijos del mes de enero, para que no queden desatendidos. Evite utilizar el salario para pagar compras grandes relacionadas con la época.

“En esta época, se recomienda no improvisar los gastos, tener un presupuesto para planear muy bien las compras y no gastar más de los ingresos recibidos, ya que comprometen los ingresos de enero”, manifestó Jorge Agüero, Director de la Subgerencia de Desarrollo y Personas del Banco Nacional.

  • Aunque la tendencia de la gran mayoría de las personas es tomar dinero para diversión y regalos, el aguinaldo puede ser visto como una excelente oportunidad para pagar deudas de corto plazo, como las tarjetas de crédito, o hacer abonos extraordinarios a créditos (consumo, vehículo, vivienda).

 

  • Si no hay deudas apremiantes, este aguinaldo puede ser la base para iniciar un ahorro para atender futuros imprevistos financieros. Este ingreso extraordinario también puede ser visto como una base para atender necesidades futuras de relevancia para la familia, por ejemplo se puede contemplar el pago de estudios, la prima de una vivienda, el inicio de un plan voluntario de pensiones, o futuros gastos médicos.

 

  • Finalmente, cuando las principales necesidades básicas del hogar están cubiertas, el aguinaldo también es una buena oportunidad para empezar a formar un capital, con instrumentos de ahorro e inversión a largo plazo.

Una buena idea es utilizar, en la medida de lo posible, los ingresos ordinarios o mensuales para realizar los regalos y planear algunas comidas familiares. Si no se cuenta con este dinero, una buena opción es empezar un pequeño ahorro programado mensual ahora, con miras a tener este dinero para la próxima Navidad y así lograr una mejor utilización del aguinaldo en próximos años. Para todas estas metas familiares, el Banco Nacional ofrece adecuados productos de ahorro e inversión. Siempre se recomienda la asesoría bancaria para utilizar el producto más adecuado a las necesidades y proyectos de la vida del cliente.

  • Como en esta época, se recibe tanto dinero, el Banco Nacional también recomienda extremar las medidas de seguridad, no cargar altas sumas de dinero en efectivo, utilizar al máximo los medios de pago electrónico y sobre todo no brindar información sensible a extraños.

Por: Amalia Palacino Castillo.