La importancia de elegir beneficiarios de mis cuentas bancarias

Toda persona que posee una cuenta bancaria, debería haber a sus beneficiarios como parte del procedimiento de apertura. Aún así, es posible que no conozca a detalle la importancia de ellos.

Primero, es necesario comprender qué es un beneficiario para efectos bancarios. 

Un beneficiario es la persona que queremos designar en caso de fallecimiento, para recibir el dinero que tenemos en una cuenta bancaria.

Pero no solo en una cuenta corriente, también funciona para las cuentas de ahorro, pensión voluntaria, fondos de inversión y otros productos bancarios. 

Aunque generalmente no pensamos en qué sucederá si llegamos a faltar, tener todo preparado para un imprevisto traerá mucha tranquilidad, incluso a nuestros seres queridos.

¿Cuál es la importancia de los beneficiarios?

Catherine Campos Mathieú, ejecutiva empresarial de planes voluntarios de BN Vital, explica que es la forma de dirigir el dinero que una persona dejó luego de su partida.

“Es sumamente importante designar beneficiarios. De no hacerlo, los familiares que quieran solicitar el dinero porque consideran que tienen ese derecho, deberán acudir a un juzgado o un proceso judicial para solicitarlo”, explicó Campos Mathieú.

La ejecutiva de BN Vital destaca también que este tipo de procesos generalmente suelen ser largos y costosos. 

Su recomendación es que todos y todas verifiquen, en sus productos financieros, que tengan a sus beneficiarios actualizados. 

¿Y por qué actualizados? Si vos designaste a una persona como beneficiaria de tu cuenta bancaria, pero falleció o ya no tenés relación con ella, lo ideal es cambiarlo a alguien más de tu confianza.

Beneficiarios

¿A quiénes elegir como mis beneficiarios?

Un beneficiario puede ser cualquier persona que elijamos, inclusive menores de edad a quienes consideramos con el derecho de obtener el dinero si faltamos.

En este último caso, quien tiene la patria potestad del menor, será la persona a cargo de estos fondos hasta que cumpla su mayoría de edad y pueda hacer uso de ellos de forma legal.

Recordá que lo recomendado es designar a una persona de tu confianza, alguien a quien considerés para que haga uso de ese monto. Puede ser un familiar, amistad, vecino o vecina y cualquier otro ser querido.

En algunas ocasiones, se pueden eligir dos o hasta más. A cada uno se le asigna el porcentaje que queremos que obtenga, para un máximo de 100% en total, una vez realicen la solicitud de retiro. 

Si es solo uno, automáticamente se le otorga el 100%.

El retiro

Si la persona beneficiaria requiere proceder con el retiro del dinero, el trámite varía en función del tipo de fondo.

Para todos los casos se debe presentar el certificado de defunción y cédula de la persona fallecida.

La ejecutiva detalla que, en el caso de BN Vital, se procede de la siguiente forma:

  • Fondo de Capitalización Laboral (FCL): Se debe tramitar a través del Juzgado de Trabajo debido a que este fondo forma parte del auxilio de cesantía.
  • Régimen Obligatorio de Pensión (ROP): Para este fondo, quien designa los beneficiarios en primera línea, es el Régimen Básico, es decir la CCSS o sustituto, por lo tanto se debe solicitar la certificación de beneficiarios y entregarla en la operadora de pensión.

Solamente en caso de que el régimen básico no designe beneficiarios, se le entregará a los designados en el contrato que firmó con la operadora de pensión.

La persona designada solamente debe presentarse a la operadora con su cédula.

En caso de no haber beneficiarios en los regímenes básicos establecidos, se verificaría con los que el afiliado fallecido haya designado en el contrato con la Operadora de Pensiones Complementaria.

Si no existieran beneficiarios en el contrato con la Operadora, las personas interesadas deberán iniciar el proceso judicial.