¿Cómo manejar su endeudamiento?

El crédito es un generador de desarrollo de cualquier economía. Es una posibilidad para que el país como un todo crezca, en la producción y en empleos y si se lleva a las personas, es la oportunidad para poder realizar proyectos personales y que además le permitan su realización familiar o personal, como el caso de vivienda, un vehículo o expandir un negocio con los ingresos que la persona recibe producto de su trabajo. Lo importante es tener cuidado en que lo que comprometemos de los ingresos no le reste su calidad de vida y le lleve a un problema de pago.

“Las soluciones para atender el endeudamiento en la familia dependen de varios factores: la situación laboral de la familia endeudada, el nivel de endeudamiento y del tipo de préstamo, en algunos casos es prudente valorar el unificar deudas de manera que además de eliminar la necesidad de tener en mente varios días de pago, pueda ayudarle a ordenar su flujo de ingresos”, manifestó Adrián Salazar, Director de Inteligencia Comercial del Banco Nacional. A continuación, el Banco Nacional ofrece algunas recomendaciones con el manejo de la deuda:

Escenarios y opciones: Inicialmente se recomienda al cliente hacer un inventario «detallado» de sus deudas: Este inventario es vital para saber cuál es el estado de las deudas. Tome cada recibo, y anote saldo, tasa de interés, mensualidad, estado y vencimiento.  Luego busque las opciones de refundición de deudas que le da el mercado, y compare el plazo la tasa y la cuota con sus gastos actuales.

  1. Si el cliente no tiene ningún problema de liquidez y más bien tiene ingresos adicionales o que puedan estar “ociosos” (ahorros), una alternativa es generar un abono extra al capital, y solicitar que la cuota le sea recalculada considerando ahora el nuevo saldo.
  2. Si por el contrario el cliente tiene algún problema de liquidez, lo prudente es que se acerque a la oficina del Banco donde tramitó su préstamo y se valoren alternativas de solución, un arreglo de pago podría permitirle mejorar la situación que esté atravesando.
  3. Si el cliente no tiene excedentes o ahorros que aplicar, y tiene varias deudas con diferentes plazos y tasas, lo más recomendable es unificar. El cliente necesitará este crédito cuando se tienen varias deudas y se desea disminuir la cuota aumentando el plazo en una sola deuda para mejorar la liquidez.  La reunificación de deudas tiene tasas de interés más bajas y plazos mayores que las de los préstamos personales comunes de libre inversión, por lo que pueden hacer que el importe de los pagos o cuotas mensuales se reduzcan y el cliente se siente menos agobiado con los préstamos y cuentas por pagar.

El Banco Nacional trabajar en la educación financiera para que las personas aprendan a manejar cuál es el endeudamiento adecuado y en tendencias en el tema de ahorro, que se conviertan en una forma muy buena de financiar proyectos en el largo plazo. (CP-AP) 10-2019.