Reconocimiento al Banco Nacional como Banco destacado del año

 

ü Reconocimiento adicional como institución trascendente en su Centenario.

ü Gerente General, Fernando Naranjo electo en el Consejo Directivo.

El Banco Nacional de Costa Rica recibió hoy por parte de la Asociación Latinoamericana de Instituciones Financieras para el Desarrollo (ALIDE) el premio como la Institución Financiera Destacada del Año (IFD) reconocido así en la Asamblea General que se realiza en Cartagena de Indias, Colombia, con la presencia de 200 líderes del sector que representan a 80 entidades de la región.

Este premio principal fue antecedido por un reconocimiento especial que se le dio también a la entidad por su Centenario, donde se destacó la trayectoria y el ejemplo que el Banco Nacional ha dado con su desempeño.

 El Gerente General del Banco Nacional,  Sr. Fernando Naranjo, expresó su satisfacción y orgullo de que ALIDE diera estos reconocimientos, muy significativo porque la entidad cumple este año 2014 su Centenario de existencia. Los banqueros destacaron a la institución como ejemplo de “las mejores prácticas bancarias de una institución comprometida con el desarrollo”.

 “Es un reconocimiento al país y a la institución por ser un banco ícono en la región latinoamericana. Muy contento de que colegas y gerentes de instituciones financieras hayan pensado en nosotros para este homenaje”, expresó el Gerente General.

 Puesto en el Consejo Directivo.  Además, como otro reconocimiento al Banco Nacional, su Gerente General, el Sr. Fernando Naranjo, fue electo como miembro del Consejo Directivo como representante de todos los bancos e instituciones estatales de Centroamérica, por un plazo de dos años.

 “Esperamos tener una participación activa en esta importante institución latinoamericana colaborando en tantos objetivos comunes que tenemos en la industria bancaria, y por supuesto, destacando todas las áreas de interés en las que el Banco Nacional ha crecido, colocándose a la vanguardia en el sector financiero regional”, señaló el Gerente General. “Para nosotros es un lujo que se pueda integrar el Banco Nacional en el Consejo”, expresó el Secretario General de ALIDE, Sr. Rommel Acevedo.

Esta Asamblea de ALIDE (en su edición número 44), tiene como su entidad anfitriona a la colombiana Financiera de Desarrollo Territorial (FINDETER), y es reconocida en el mundo como la reunión más trascendente de la banca de desarrollo de América Latina y el Caribe. Además de los bancos de desarrollo asociados, convoca a expertos del sector público y privado de otras regiones del mundo.

Banco como ponente sobre Pymes. Las tres áreas que trabajaron la sesiones de esta Asamblea que hoy concluye, fueron desarrollo productivo, desarrollo territorial, políticas y prácticas de desarrollo, las cuales permitieron a los participantes analizar y discutir los actuales desafíos.

El Gerente General del Banco Nacional, Sr. Fernando Naranjo, expuso ayer como conferencista en la tercera sesión plenaria dedicada a los retos y oportunidades de la banca de desarrollo como integrador entre lo rural y lo urbano. Centró su ponencia en la “Evolución de Pyme rural a la Pyme de Servicios”.

 El Gerente destacó la importancia de llevar ante este destacado órgano de la industria financiera regional lo que ha sido la experiencia del Banco Nacional con las Pymes, precisamente cuando este banco nace hace 100 años, inspirado inicialmente en las Juntas Rurales de Crédito que daban apoyo a las pequeñas empresas agrarias.

 La participación del Sr. Naranjo resalta el hecho de que las Pymes dieran un salto cualitativo de lo que eran en el pasado; pasaron de vender productos de bajo valor agregado a la comercialización de productos diversificados y de gran valor agregado, por ejemplo, para el sector servicios.

 “Las Pymes han sabido aprovechar las oportunidades que se les han dado de cara a una nueva realidad mundial más enfocada al servicio y al conocimiento”, dijo el Gerente General.

 Algunos aspectos interesantes de esta evolución de las Pymes en Costa Rica puede desprenderse de los mismos datos del Banco Nacional, cuando destina a estas el 20% de la totalidad de su cartera crediticia. En su mayoría representan al sector  comercio (37%), servicios (32%) y agropecuario (18%) y menos en industria (7%) y turismo (5%). Una característica importante del país es cómo cambió la composición de la población rural y urbana, cuando de 1960 a 2011 se invirtieron los papeles y la primera pasa de 65,5% a 27,2%, mientras que la urbana para a ser el 72,8% y ya no el 27,2%.

 Entre las conclusiones que el Sr. Fernando Naranjo comentó en su conferencia, cabe destacar que este salto cualitativo de las Pymes tiene también otras características, como son  mayores niveles de educación, apertura comercial, escenarios que favorecen las exportaciones y el turismo, además de una importante institucionalidad que las apoya.